Banner

¿POR QUÉ DESTRUYEN TODO?

Cuando un perro llega a el que será su hogar, quienes lo habiten tienen que estar preparados para que se presenten un par de daños aquí y… allá y para aprender cómo educar un perro, sin embargo, ninguna de estas situaciones viene por un motivo relacionado con malas intenciones de tu cachorro.

En PEDIGREE® creemos que todos los perros merecen un hogar amoroso y por ello es importante conocer los comportamientos naturales de nuestra mascota, para entenderlos mejor y reaccionar de manera adecuada ante ellos.
Uno de los inconvenientes clásicos que traen los perros cuando llegan a casa es su inmenso poder de destrucción, es sobre todo común en los cachorros, aunque también puede presentarse en adultos.

Conductas como roer los muebles, destrozar ropa y calzado, hacer hoyos en el jardín o masticar nuestras plantas, hasta pueden ser vistas como que acabas de llevar un pequeño monstruo peludo a casa, pero esta no es la realidad.

Bajo ninguna circunstancia pienses que los cachorros actúan por maldad, intentemos comprender primero la perspectiva de los perros. Algo seguro es que en la mente de tu mascota no existe un sentimiento como la venganza, mucho menos el deseo de molestar o dañar tus objetos personales. Realmente los perros muerden por mero instinto, no olvidemos que sus antepasados fueron expertos cazadores.

Entender las conductas de tu perro es muy importante, de dónde vienen y a qué se deben. Recuerda que él no es destructivo porque sí, simplemente son formas de comportarse que hacen parte de su naturaleza, pero que, con amor y dedicación, pueden ser controladas.